VALLE DE LONCOMILLA

VALLE DE LONCOMILLA

Valle de Loncomilla:

Encanto, tradiciones y patrimonio vitivinícola en el Maule profundo

Viñedos centenarios donde la cepa País es indiscutible reina, casonas patronales empapadas de pura tradición maulina, elaboración de vinos naturales a la usanza del campo chileno, más una diversidad de delicias gastronómicas, son parte de los diferentes escenarios que se ha propuesto destacar un grupo de empresas de la zona, para hacer que esta parte de Chile sea parada obligatoria de todo turista amante del vino

Daniela Gillmore y Andrés Sánchez

UN VERDADERO PASEO DE SABORES EN MEDIO DE LA GENEROSA TIERRA MAULINA, es el que promete once empresas, en su mayoría emplazadas en la comuna de San Javier, todas agrupadas al alero de Profo, Enoturismo Valle de Loncomilla. Un recorrido de encanto marcado por parte de la historia del vino chileno, donde a través de este proyecto, además de potenciarse a sí mismas, busca hacer que el visitante viva una experiencia única, plena de esas tradiciones chilenas, dignas representantes de la zona centro sur de nuestro país.

Casi al finalizar el segundo año de este proyecto de fomento asociativo, que cuenta con el financiamiento de Corfo, su ejecución se ha centrado en mejorar la productividad y competitividad de las empresas participantes en sus actuales líneas de negocio: Caliboro Aventura, Hotel Euro Charles, Mily Hotel, Fundo La Quebrada, Fundo Millahue, Bouchon Family Wines, Gillmore Wines, Viña Las Veletas, Cooperativa Loncomilla, Viña Balduzzi y Viña Erasmo. Todo esto apoyado por su propia plataforma turística y comercial:  www.valledeloncomilla.cl, que engloba gran parte del portafolio de productos y servicios.

La meta conjunta es “potenciar e incorporar los atractivos turísticos del valle vitivinícola del río Loncomilla, constituido por las comunas de San Javier, Retiro, Yerbas Buenas, Linares, Parral y Villa Alegre, teniendo como principio diferenciarnos de otras regiones de vinos de Chile, mediante el rescate de nuestras propias raíces y patrimonio histórico-cultural”, señala Marcela Leni, gestora comercial del Profo Valle de Loncomilla.

Bouchon

POR LA RUTA DE LOS CONQUISTADORES

Caliboro es una pintoresca localidad del Secano Interior del Maule – distante a 37 kms. de San Javier –, compuesta por antiguas casas de adobe de largos corredores y patios interiores. Mucho de eso se elogia en Caliboro Aventura, empresa familiar emplazada en medio de un entorno natural y sustentable, espacio que nace en 2010, donde se disfruta de un verdadero encuentro con las raíces de nuestro campo chileno, la cultura vitivinícola colonial, el folclore y artesanía criolla. Aquí también es posible agasajar los sentidos, gracias a la variada gama de preparaciones que hacen gala de una gastronomía local endémica.

Caliboro Aventura

Su oferta se centra en alojamiento con sistema de alimentación completa, eventos para empresas, tours y degustaciones de su propia producción de vinos artesanales hechos del fruto de centenarias parras: País, Torontel y Carignan. “Desde que abrimos, con mi esposa Valeska Morales, hemos pensado en que siempre queremos estar rodeados de amigos, que el turista se enamore de nuestra tierra y del entorno que da vida a nuestros vinos”, dice César Opazo, dueño y socio de Caliboro Aventura.

Caliboro Aventura
Casa-Bouchon

Cerca se encuentra Viña La Reserva de Caliboro, la cual cuenta con una antigua bodega de adobe – considerada patrimonio histórico –, destinada a la producción orgánica de su premiada línea de vinos Erasmo. El proyecto, del conde italiano Francesco Marone Cinzano, reconocido por su producción vitivinícola en Toscana, es un lugar donde es posible disfrutar de almuerzos criollos, y las armonías entre sus vinos y platos elaborados con ingredientes producidos también en la misma viña, son protagonistas de una inolvidable experiencia.

Bouchon

Igualmente en San Javier, en pleno corazón de la Región del Maule, hace más de dos décadas que Viña Balduzzi lleva abriendo sus puertas a turistas amantes del vino, con atractivos panoramas en torno a viñedos de más de cien años que dan vida a vinos de calidad superior. Cada año reciben diez mil visitantes, que llegan a conocer su cava subterránea, la casa patronal inserta en medio de una gran extensión de árboles centenarios, y un interesante museo del vino que muestra parte de su historia. Eso junto a su propuesta de almuerzo campestre y un exclusivo “Tour en avión”, para volar durante una hora sobre viñedos, ríos, cordillera y otras ciudades del Valle del Maule. Y por cierto, disfrutar in situ la calidad superior de sus vinos, que hoy en día llegan a más de 20 mercados en el mundo.

Cava Balduzzi
Cooperativa Loncomilla

Fundada en 1959, Cooperativa Loncomilla merece aquí una mención especial. Constituida por 104 cooperados, su finalidad es promover y preservar el desarrollo socio-económico de los socios, esforzados pequeños productores de vinos que en conjunto reúnen cerca de 1.100 hectáreas de viñedos – algunos de 200 años –, donde más del 80% corresponde al cultivo de uva País. De su trabajo conjunto nacen también cinco líneas de vinos: País Mágico, Testigo (de producción orgánica), Rehue, Kimche (“hombre sabio”, en mapudungún) y Ovo, que corresponde a su línea de espumantes elaborados, de la variedad Blanca Ovoide, única en el valle. Todos disponibles en su tienda de vinos ubicada a minutos del centro de San Javier. Sin duda una parada imperdible al visitar la zona.

Casa-Bouchon

MAULE: NUEVO DESTINO ENOTURÍSTICO

Camino a Constitución, en el km. 20 de San Javier, se encuentra el atractivo proyecto enoturístico de Viña Gillmore – fundada por Francisco Gillmore en 1990 –, en medio de una generosa extensión de viñedos ancestrales distribuidos en áreas límites del Valle de Loncomilla, dando origen a sus diferentes líneas de vinos de autor. Entre ellas, su mítico Hacedor de Mundos, hecho 100% de Cabernet Franc, producto de parras de más de 50 años que sólo sobreviven con lluvias invernales. “Maule es un valle que tiene un patrimonio histórico importante, que aquí se lleva en la sangre. Tenemos viticultura de hace 300 años y el desarrollo familiar va muy ligado a ello”, cuenta Daniella Gillmore, quien junto a su esposo y destacado enólogo Andrés Sánchez llevan adelante esta empresa.

Cooperativa Loncomilla
Cooperativa Loncomilla

La invitación también es a conocer Tabonkö, su exclusivo y sofisticado lodge compuesto por siete habitaciones king size y ocho dobles, cada una con calefacción central y jacuzzi, donde los huéspedes, además de descansar y conocer a fondo los vinos de Gillmore, realizan entretenidas actividades en medio de paisajes naturales dados por los propios viñedos, flora y fauna nativa. Todo esto coronado con diferentes alternativas de gastronomía típica chilena.

Jorge Balduzzi
Las Veletas

En el km. 30, también camino a Constitución, se encuentra Viña J. Bouchon, en el Fundo Mingre, plena cordillera de la Costa. Sus orígenes datan del siglo XIX, con la llegada a Chile del vitivinicultor francés Emile Bouchon. Actualmente su nieto Julio Bouchon, junto a sus hijos, trabaja para mantener la tradición, elaborando sus connotadas líneas de vinos, fieles representantes del secano costero del Maule: País Viejo, País Salvaje, Las Mercedes, Mingre y J. Bouchon, son parte de su portafolio. Recientemente, en 2017, se agregó a la oferta global Casa Bouchon, una encantadora estancia de adobe con más de 150 años, en la que se distribuyen cinco habitaciones de uso exclusivo para huéspedes. El panorama aquí se completa con degustaciones de vinos, almuerzos y cenas campestres, hot tub bajo las estrellas, cabalgatas entre parras viejas, y por las diferentes rutas naturales que regala el lugar.

Las Veletas
Parra Pais Veletas

Un majestuoso paisaje del vino es el que alberga a Viña Las Veletas, de propiedad del empresario Raúl Dell’Oro. Ubicada en el sector de Alquihue, en San Javier, la bodega cuenta con la asesoría enológica de Rafael Tirado, razón por la que sus vinos hechos de País, Carignan y otras mezclas de cepas tintas, se han convertido en excelentes exponentes de su privilegiado terroir. En medio de los viñedos se alojan diferentes construcciones, cada una con su propia veleta. Además hay un quincho y un mirador, ambos con una maravillosa vista a las centenarias vides. También es protagonista una antigua casona, restaurada y equipada casi como si fuera un museo, la cual pronto se habilitará para alojamiento de huéspedes, uniéndose al proyecto una sala de ventas y visitas guiadas.

Parras Las Veletas
Patio Interior Vina La Reserva de Caliboro

En el primer año de actividades del Profo, destacó la visita del Tour Catad’Or 2017, conformado por veinte jurados internacionales del concurso de vinos más importante de Chile y Latinoamérica. “Igualmente, casi al finalizar el segundo año recibimos la visita de veinte sommeliers profesionales, integrantes de la Asociación Nacional de Sommeliers de Chile, quienes conocieron durante una gira técnica a la mayoría de las empresas participantes. Quisimos que se empaparan de la experiencia, y ser promotores de los vinos del Valle de Loncomilla”, concluye Marcela Leni.

Sommeliers en Loncomilla
Sommeliers en Loncomilla

Valle de Loncomilla

  • Tacna 1220, of. 205
  • San Javier, Región del Maule
  • Teléfono: (+56-9) 9886 4544
  • Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
  • www.valledeloncomilla.cl