Four Points by Sheraton Santiago: Renovado y preparado para nuevos desafíos

Four Points by Sheraton Santiago

FOUR POINTS BY SHERATON SANTIAGO:

  • RENOVADO Y PREPARADO PARA NUEVOS DESAFÍOS


    • MANTENIENDO SU ESENCIA, LA PROFUNDA REMODELACIÓN DE ESTE HOTEL BUSCA INSTALARLO CON MAYOR FUERZA ENTRE LAS OPCIONES MEJOR UBICADAS Y PREPARADAS DE LA CAPITAL, DE CARA A LA ALTA DEMANDA DE PASAJEROS QUE LA CIUDAD RECIBE TODO EL AÑO, ESPECIALMENTE CUANDO ES SEDE DE EVENTOS MASIVOS.
    • ALGO SIMILAR PASA CON SU OFERTA GASTRONÓMICA, INSERTÁNDOSE CON PROPUESTA DE COCINA Y BAR EN EL CIRCUITO CULINARIO QUE RODEA EL SECTOR DONDE SE EMPLAZA, EN CALLE SANTA MAGDALENA.


EN ABRIL RECIÉN PASADO, LA NUEVA IMAGEN DE FOUR POINTS BY SHERATON SANTIAGO CUMPLIÓ UN AÑO. El cambio se aprecia como una completa renovación visual y estructural, luciendo una estética elegante y sencilla, mobiliario de aires vintage y nuevos espacios, delicada labor encargada al arquitecto Andrés Zeldis. Sin embargo, detrás de todo este trabajo hay una interesante estrategia, gracias a la que este clásico hotel de la comuna de Providencia retoma fuerzas en la escena hotelera de la capital.

Denisse Sella, directora de ventas

Se hacía necesario el recambio. Este hotel, emplazado en un edificio de 14 pisos, con cuatro plantas subterráneas para estacionamientos, no había experimentado modificaciones desde su apertura el año 2000. Y resultaba todavía más urgente hacerlo ante el vertiginoso desarrollo de la industria: hay nuevas marcas y abundan las aperturas, así como eventos que demandan una buena oferta de habitaciones y salones. “Nos vimos en la obligación de nivelar, y partimos con la renovación de las habitaciones el 2015. En los siguientes años se fue trabajando por áreas, y hoy el hotel está preparado para recibir cantidades masivas de pasajeros. Quisimos estar listos para enfrentar grandes eventos, y dar el mejor servicio siempre. Estamos cien por ciento a la par con todas las ofertas, y en plena capacidad para recibir la demanda “, asegura Denisse Sella, directora de ventas.



Los pasajeros en viaje de negocios son el principal público de Four Points by Sheraton Santiago, aunque en fines de semana también suelen hospedarse familias. La ejecutiva agrega: Siempre hemos tenido una ocupación altísima, tanto que ha superado las metas de la administración. Sin embargo, hoy por hoy, está llegando mucho más cliente corporativo a raíz de nuestra integración a la cadena Marriott. Esto nos abrió a un público diferente, ya que la compañía tiene más recursos y exposición”.

Como parte de la cadena Marriott desde hace tres años, el hotel integra el grupo de siete marcas que el holding tiene en Chile, figurando como una opción cuatro estrellas Select-Service, esto es, un hotel cómodo y de personalidad sencilla, valores que armonizan con los de la marca Four Points, donde también resalta la atención personalizada, sobre todo por el tipo de huésped que aquí llega, que suele ser frecuente y se hospeda un promedio de cuatro a cinco días. A partir eso, interesa que sea reconocido, de manera que los días en que está fuera de su casa sienta un ambiente familiar. Así, en este hotel el roomservice funciona las 24 horas, y no existen códigos de ropa para ir a comer al restaurante. Asimismo, los huéspedes están invitados a salir de sus habitaciones para instalarse en el bar o en el lounge, donde hay televisor y biblioteca. Si prefieren, pueden ir a la sala de gimnasio en el segundo piso, o a la piscina con vista panorámica, ubicada en la última planta, donde también están el sauna y el hidromasaje. “Los huéspedes siempre encontrarán un sitio común cómodo y apropiado a sus intereses”, dice Denisse.

Junto a todo lo mencionado, la integración a Marriott ha significado funcionar con mayor tecnología, tanto a nivel interno como externo. Un ejemplo: actualmente, la búsqueda de reserva opera con muchos más recursos para encontrar la habitación a gusto personal, hay opciones de elegir vista a la ciudad, a la calle o al cerro, cerca o no del ascensor. “En definitiva, el sistema es mucho más inteligente”, explica la ejecutiva.

NUEVOS Y RENOVADOS ESPACIOS

Poco o nada queda de la antigua estética del hotel, no obstante, mantiene un estilo bastante simple y clásico. En la primera planta se crearon bar, lounge y biblioteca, con catálogo de libros de temática diversa, a libre disposición de los huéspedes. La recepción, por su parte, se transformó, adquiriendo un nuevo concepto visual y de disposición: hoy se trata de un espacio abierto y mucho más iluminado, donde ya no se recibe de pie a los pasajeros, sino en formato de escritorio.

El centro de negocios – también en el nivel uno del edificio – luce completamente renovado, se presenta como un lugar donde reunirse cómodamente, sin tener que estar dentro de un salón. Tiene mesas y estaciones de trabajo con computadores estacionarios, además de área para autoservicio de café, sin costo, y una sala de directorio con luz natural. Como complemento para actividades sociales o de negocios, en el menos uno, un espacio con gran aislación acústica acoge cuatro salones de reunión – el más grande, con capacidad para 220 personas –, todos refaccionados en cielos, iluminación y climatización.

Las 127 habitaciones, en tanto, fueron decoradas con tonos neutros, elegantes. Se dividen en dos tipos: estándar, de 32 m2, y suite, de 42 m2, con dormitorio y sala de estar con televisor en ambas áreas, además de terraza en algunos casos.

Equipadas con camas amplias y alternativa de almohadas de pluma o sintética, para que el huésped elija según preferencias o salud, tienen sillones, televisores de 32 pulgadas, estación de trabajo con conectores para adaptadores de computador, walking closet con tabla de planchar, caja de seguridad con tamaño suficiente para resguardar computador portátil, máquina de hielo, minibar, hervidor y estación de autoservicio de café, con vasos recargables para llevar fuera del hotel, eso como parte de la política de sustentabilidad que maneja Four Points by Sheraton Santiago. “Estamos trabajando para ser un hotel libre de plásticos, por eso que en los baños hay dispensadores para productos de aseo y cuidado personal”, cuenta Denisse. Siguiendo esa línea, se eliminaron las bombillas de plástico, y se han dispuesto receptáculos para separar elementos reciclables.

De cortesía, en todos los cuartos hay una botella de agua, dos en el caso de los miembros del programa de membresía para huéspedes frecuentes Marriott Bonvoy, quienes reciben, además, un montaje especial de bienvenida, con obsequios, pastel y un jarra de jugo. Por cada estadía en hoteles Marriott, estos pasajeros suman puntos canjeables por cenas u otros servicios.

COCINA INTEGRADA AL BARRIO GASTRONÓMICO

La estratégica ubicación de Four Points by Sheraton Santiago, figura entre sus principales atractivos. El hotel está en pleno Providencia, entregando con ello gran conectividad a sus huéspedes, quienes tienen próxima la estación Metro Los Leones, y pueden transitar dentro de un barrio con bancos, casas de cambio, y una gran diversidad de restaurantes abiertos en torno a calle Santa Magdalena.

Denisse Sella destaca que este sector se transformó, y goza de variedad de ofertas culinarias: “Todo está al frente del hotel, en un paseo donde se encuentran cerca de 20 restaurantes, todos muy buenos. También hay bares y chocolatería. Se ha convertido en una zona entretenida y segura, a propósito de la mayor atención que han puesto en el sector dada su alta actividad, con ofertas de lunes a lunes”.

En ese contexto, Buganvilia, el restaurante de Four Points by Sheraton Santiago, busca posicionarse como un actor más. Siguiendo líneas estéticas desarrolladas para todo el hotel durante su remodelación, este espacio muy iluminado y diseñado para 80 comensales, está abierto para todo público. Destaca por su propuesta propia, una cocina liderada por la chef Karen Huerta, que se orienta a la comida internacional con toques locales, teniendo presente las tendencias y nuevos productos, explica Daniel Gutiérrez, gerente de alimentos y bebidas del hotel. De esta forma, en su carta resaltan productos como el salmón, la corvina, la reineta y otros pescados, además de mariscos, siguiendo los gustos de los clientes, mayoritariamente extranjeros que durante su estadía piden y esperan probar preparaciones con la identidad del país, de acuerdo a lo recogido por el ejecutivo.

Lomo vetado de angus y
vegetales ($12.800). En
esta opción, donde se
busca que sobresalga
especialmente el sabor de la
carne, todos los ingredientes
se cocinan grillados

Entre los platos disponibles figura un Filete de corvina grillé al pesto sobre guiso de maíz, acompañado de confit de tomate ($10.400); Filete de res grillé con salsa carménère, papas, tomates y espárragos asados ($11.800); Fettuccine con salsa de salmón fresco, preparada con vino blanco, crema y parmesano ($9.500). Entre los postres, torta Tres leches con salsa toffee ($6.600); Pie de manzana servido frío o tibio, con una quenelle de helado a gusto ($6.500).

El Bar 111, busca posicionarse
como una atractiva alternativa
para la tarde-noche en
el polo gastronómico que
rodea al hotel. Ideal para
después de la oficina o previo
a una cena, su propuesta
de Chesee and Wine ($9.000)
ofrece variedad de quesos,
y dos copas de vino de la
línea Sibaris de Viña Undurraga

Apostando a productos norteamericanos, por sabor y regulaciones de la industria ganadera estadounidense – garantizando estándar de textura, porcentaje de grasa y jugosidad –, Daniel Gutiérrez comenta que también crearon una carta especial de carnes premium, ofreciendo cinco cortes de angus y ocho acompañamientos. En esta propuesta hay entraña 300 grs., asado de tira 350 grs., lomo vetado 300 grs., lomo liso 300 grs., y t-bone steak 450 grs., con precios entre $11.000 y $12.800. El plato se complementa, por ejemplo, con vegetales al ajillo, arroz verde o papas rústicas salteadas al merkén, preparaciones con valores que no superan los $3.400.

Desde las 6:30, el restaurante Buganvilia dispone de desayuno americano en buffet, con un área dedicada a la comida saludable y sustentable, sello con el que se busca marcar diferencia. Incluye jugos naturales, productos sin lactosa, huevos de gallina feliz, leches vegetales, pan y repostería sin gluten, además de variedad de preparaciones de café orgánico Marley Coffee.

De lunes a viernes, a la hora de almuerzo, el menú ejecutivo ($12.500) entrega dos opciones de entrada, plato de fondo y postre, más copa de vino o agua mineral. Permite pago con cheque o ticket restaurante Sodexo e EdenRed, lo que transforma a Buganvilia en una más de las alternativas que los oficinistas del barrio tienen para almorzar.

Carpaccio de salmón ahumado ($9.400), es uno de los platos más solicitados del restaurante Magnolia, ya sea como entrada a la hora de almuerzo, o para compartir en horario de cena. Una de las claves del sabor, es la cobertura de vinagreta hecha con alcaparras y hojuelas de queso parmesano
Pie de limón ($6.400), clásico postre que Buganvilia quiso incluir en su carta, innovando con la incorporación de trocitos de mango
Daniel Gutiérrez, gerente
de alimentos y bebidas del hotel

Abierto desde las diez de la mañana, pero con mayor actividad desde las 17 horas aproximadamente, Bar 111, uno de los nuevos espacios de Four Points Santiago, recibe en un ambiente diseñado bajo un elegante y clásico estilo inglés. Entre sus objetivos está la promoción de un programa de cervezas Best Brews, donde se encuentran cerca de 20 variedades nacionales y extranjeras. Especialmente para horario happy hour, entre las 18:30 y 21:00 horas, hay Cheese and Wine y carta de tragos clásicos, además de cocteles de temporada, como Sandía mediterránea, hecha con chardonnay y espumante. Eso, además de platos para compartir: quesadillas surtidas, empanaditas de queso, filetitos de pollo, camarones al pil pil y tablas de quesos y jamones, entre otros.

Toda la oferta gastronómica de Four Points by Sheraton Santiago está abierta a huéspedes y público general. Por eso, y para instalarse aún más en el panorama culinario de la zona, prontamente se habilitará una puerta que conectará el espacio de Buganvilia directo a la vía pública. “Queremos salir de la imagen de restaurante de hotel, incorporarnos al circuito. Nuestros precios son competitivos y buscamos eliminar el estigma de que ir a comer a un hotel es caro. El barrio está apuntando a un fuerte cambio gastronómico, y estamos insertos en ello”, concluye Daniel Gutiérrez.

 

Four Points by Sheraton Santiago

Chef&Hotel es una publicación nacional independiente y objetiva, que desde hace 15 años cubre en forma amplia todo el quehacer del mundo hotelero, gastronómico y turístico en Chile y Latinoamérica, con una propuesta nueva.

Leer Más

Area Comercial y Suscripciones

  • (+562) 2323 7073
  • Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
  • www.chefandhotel.cl
  • Síguenos en Facebook
  • Síguenos en instagram