De restaurant a almacén temporal

De restaurant a almacén temporal

• En tiempos difíciles, toda alternativa es válida a la hora de mantener los emprendimientos con vida. Así lo entendió Danielle Rosse, dueña de un restaurante de playa que reconfiguró su negocio para enfrentar de mejor forma la operación durante la pandemia. Comprar inteligentemente, ofrecer buenos precios y un mix de productos llamativo apoyado por acciones de marketing digital, son algunas de sus recomendaciones

Oceans 234 es un galardonado restaurante frente al mar en Deerfield Beach, al sur de Florida. Al igual que muchos otros establecimientos alrededor del mundo, con el Covid-19 buscó la forma de reinventarse para sobrevivir a la cuarentena y encontró en la venta de alimentos una vía de ingresos paralela al tradicional delivery.

“Muchos restaurantes estaban recurriendo a un modelo de take away o despachos a domicilio, pero no todo mi menú realmente viajaba bien, por lo que si me quedaba sólo con este canal de ventas inevitablemente sería un riesgo”, cuenta Danielle Rosse, su propietaria, quien compartió con la consultora Sculpture Hospitality algunas lecciones obtenidas luego de implementar los cambios.

Al visitar el supermercado, Rosse se dio cuenta que, además de las largas filas para comprar, no todos los productos estaban disponibles. Al regresar a su restaurant, conversó con sus proveedores, revisó su bodega y constató su gran cantidad de inventario, por lo que decidió transformar a Oceans 234 en una tienda temporal de artículos comestibles, implementando mejoras en la operación y el marketing de su negocio.

Con esta medida, no sólo protegería a su personal y resguardaría el prestigio de su restaurante, sino que también se transformaría en un aliado de sus consumidores y se diferenciaría de la competencia.

CAMBIOS EN LA OPERACIÓN

La primera recomendación de Danielle Rosse es comprar en los formatos correctos.  Probablemente, el tamaño del paquete que compra a su proveedor no está destinado al consumidor final, por lo que deberá averiguar los formatos más convenientes y recordar siempre que la seguridad alimentaria es la prioridad número 1.

Por ejemplo, en lugar de comprar pollo fresco, es mejor comprar un producto congelado, porque volver a empaquetar un alimento congelado lo deja menos vulnerable a la contaminación, siempre manteniendo la cadena de frío. Junto con lo anterior, se sugiere ofrecer packs de productos y establecer un monto mínimo de pedido.

Por otro lado, es fundamental comenzar revisando el actual inventario del restaurant. A través de esta nueva plataforma, podemos ofrecer variedad de artículos, no solo los esenciales. Desde sriracha y ketchup, hasta saleros y pimenteros. Lo mismo sucede con productos caseros o de elaboración propia, que agregarán valor a las preparaciones de su cliente.

En esta misma línea, es fundamental que a la hora de establecer los precios estos mantengan relación con los que se pueden encontrar en canales tradicionales de abastecimiento para consumidor final, como supermercados y ferias. De este modo, se presentará como una alternativa competitiva y confiable para su cliente, al mismo tiempo que motivará la compra.

Al mismo tiempo, los ítems comprendidos en este nuevo canal de ventas temporal también pueden ser añadidos como artículos secundarios a los platos de take away o delivery. Bajo el concepto de “ventanilla única”, perfectamente se pueden agregar más elementos para las personas que ya ordenan comidas preparadas. Como siempre, será fundamental empacarlos adecuadamente para seguir los protocolos de seguridad alimentaria.

LA IMPORTANCIA DEL MARKETING

Con el avance de la pandemia y la prolongación de las restricciones de desplazamiento, las redes sociales han demostrado ser un eficaz aliado para los canales de venta digital. Por ello, una excelente estrategia de bajo costo para compartir el nuevo concepto de su restaurante o “almacén temporal” es mediante la publicación de anuncios en Facebook e Instagram. Lo importante es siempre limitar la publicación al área geográfica de su negocio, para poder obtener resultados satisfactorios y posteriormente evaluar su impacto.

Es en momentos críticos como estos donde también se evidencia la importancia de contar con una base de datos de los comensales del restaurante, para obtener el apoyo de sus clientes anteriores y asegurarse de que conozcan su nuevo concepto "temporal".

Una de las principales reglas del marketing es ponerse en la mente del consumidor. Por ello, el blog de la consultora Sculpture Hospitality recomienda agregar recetas útiles que se puedan hacer durante la cuarentena, con ingredientes comprados en el restaurante.  

También es una oportunidad para generar alianzas con otras empresas de la comunidad. En Oceans 234, por ejemplo, venden productos de cerveceros locales, barras de proteínas y más. “Comuníquese con los dueños de negocios locales y vea qué inventario puede agregar a su arsenal”, sugiere la dueña del restaurante de Deerfield Beach.

Chef&Hotel es una publicación nacional independiente y objetiva, que desde hace 17 años cubre en forma amplia todas las propuestas del Canal Horeca y Food Service como también el quehacer del mundo hotelero, gastronómico y turístico en Chile y Latinoamérica, con una propuesta fresca y entretenida.

Leer Más

Area Comercial y Suscripciones