CHANCHO MUERTO

CHANCHO MUERTO

300 mil personas visitaron Chancho Muerto en Talca

El exitoso evento, ocurrido el 5 y 6 de agosto, fue organizado por la Municipalidad de Talca y su Corporación de Cultura y contó con el apoyo de Coexca S.A., como socios estratégicos, entre otras empresas

Con tremendas sonrisas finalizó la novena edición de la Fiesta Costumbrista Chancho Muerto, que contó con la presencia de 50 destacados chefs, más de 75 stands, clases de cocina y la alegría de los residentes y turistas que disfrutaron el pasado 5 y 6 de agosto en la Plaza de Armas de Talca.

La fiesta costumbrista de invierno, incluyó la campaña “Trae tu cubierto”, medida que forma parte de la política medioambiental del municipio por un Talca más sustentable y así disminuir en alguna medida el uso del plástico. Además, cada comensal disfrutó las recetas en pocillos de greda, entregados por la organización, minimizando la generación de basura.  Al respecto, el alcalde de Talca, Juan Carlos Díaz, señaló que “estamos convencidos de que toda acción que realicemos como municipio debe contemplar la implementación de medidas asociadas a nuestras principales preocupaciones, como es el caso de la sustentabilidad y el medioambiente".

Más de 300 mil personas fue el número de asistentes que recibió esta novena versión, que incluyó 25 stands de chefs nacionales, representantes de Arica a Punta Arenas, incluida la Isla de Pascua e invitados especiales de Argentina y Perú. Entre los chefs estuvo Carlos Rojas encargado del Área de gastronomía intercultural Universidad Católica de la Santísima Concepción sede Cañete, quien ofreció “Chupe de Chancho Cañetino”, chupe de chancho terminado con chuchoca, queso de campo, papas y merquén. Juan Morales de Hotel Alaia Pichilemu preparó “Estofado de Chancho”, estofado, garbanzos, quínoa, ajo y perejil. Carlos Mardones y Gonzalo Donoso de Macerado de Casablanca, tuvieron baby back al cacho de cabra con ensalada de manzanas asadas, peras asadas, betarraga y cebolla al escabeche. Sergio Aguilera del Restaurant Fogón del Mar y Eric Lanzarotti de Inacap La Serena, elaboraron “Fogón del mar”, un lomo vetado con salsa mar y tierra y ensalada fría de papa semilla, limoneta, salsa verde y cochayuyo. Cristian Gómez de Turri Valparaíso en alianza con Ismael Cartes de La Estación de La Calera prepararon estofado del puerto, con chancho y motemei.   

Los alumnos del liceo Técnico Amelia Courbis de Talca, apoyaron a cada uno de los stands y tuvieron el suyo propio, donde prepararon pulpa asada con guiso de trigo partido y setas, acompañado de salsa de naranja, según explicaron los docentes José Gastón Muñoz y Javier Oliva. Luis Lagos de Fuente Penquista y Quijote Restaurant de Concepción, y su equipo sorprendieron con su bistec de lomo vetado al ajillo con estofado de hongos, cebolla caramelizada y papa asada. Cesar Mellado de Origami Sushi de Quilpué y Alejandro Ponce de Aramark Chile, en "El Chancho Minero Iquique", cocinaron cerdo mechado con mango y espárragos, acompañados de guiso de quínoa roja, tomate asado y champiñón y pebre de guayaba. Paula Báez de Viña del Mar y Ricardo Sepúlveda de Concepción presentaron cerdo adobado con zapallo, apio, callampas y mote. Ruti Pakomio de Restaurant Tataku Vave de Rapanui, hizo un Oru Ananá, cerdo con piña y pan de plátano. Gunther Moros y Juan Ignacio Rodríguez, ambos de Misiones Argentina, hicieron “Yopara & Reviro”, recetas de tremenda tradición. La Academie Culinaire de Francia, a cargo de Roberto Muñoz y José Dolarea,  hicieron el “Chancho Borracho”, cerdo asado terminado en olla con vino blanco acompañado de chupe con queso mantecoso y Christian Alba y su Horno de Chile de Valparaíso en conjunto con Carlos Meneses, cocinaron lomito asado con arvejado de choritos ahumados.  

ANTIGUO RITO

Además hubo intervenciones culturales en el recorrido, presentaciones continuas en el escenario con folclor local y nacional; todo esto enfocado en resaltar la identidad patrimonial que existe en torno a este antiguo rito del centro sur del país. "Este tradicional evento evoca uno de los ritos más tradicionales de nuestros campos: la matanza del chancho; el rito familiar y social, que hace que “estemos de chancho muerto”, como una invitación de los dueños de casa a “estar de fiesta” y que hace una puesta en valor del patrimonio gastronómico de la Región del Maule", explico Sergio Vásquez, jefe de Carrera en Inacap Talca y productor general de esta fiesta.  El agregó que “la gente lo está asumiendo como algo propio y recibe al público con mucho cariño, harta comida y un gran compromiso de los alumnos, de las marcas y de los chefs”.

El público pudo asistir a clases magistrales de cocina, que iniciaron con "El Sabor del Recuerdo" a cargo de Álvaro Lois, quien ofició también como animador de todo el evento. Luego fue el turno de Gunther Moros, chef de Misiones Argentina, cuya presentación se llamó "Misiones y Cocinero". El chef de Casablanca Región de Valparaíso Carlos Mardones tituló su clase como "Macerado de mar y tierra" y Mario Márquez de Inacap Talca, cocinó bajo el concepto de "Aprender Haciendo". Valparaíso se hizo presente con Cristian Gómez y su clase "Charcutería porteña, arrollado cabeza de chancho" y la primera jornada terminó con José Luis Dolarea de Academie Culinaire de France, Au Pied du Cochon. El domingo, Juan Morales chef de Alaia Hotel de Punta de Lobos se refirió a "Pichilemu al sartén" y el chef peruano Andrés Ugaz, a cargo del Mundo del Pan, se expresó sobre "Desarrollo territorial y cocinas regionales". En la tarde, Felipe Macera representó en su clase a Inacap Concepción Talcahuano; Rafael Reyes habló de "Cocina en el Cajón de Achibueno" y el broche de oro fue con la dupla de Paula Baez y Nicolás Carrasco, que se unieron para enseñar recetas sobre "La tradición porteña y huasa".

Cabe mencionar que existió una atención preferencial para los adultos mayores que asistieron a la fiesta, junto con un escenario para niños; productos gourmet provenientes de distintos lugares de la Región del Maule; un mercadito de productos agrícolas locales y artesanía de Chile y la región. Entre ellos, estaban Viña Corral Victoria con su Carmenere Reserva del Maule precordillerano en distintas presentaciones; Cerveza Trueno de Talca, con Ipa Cocoa Grosella, Pale Ale, Stout y micheladas; Cerveza Rooster de Talca, con variedades Negra, Rubia, Ambar y Michelada y Berner Beer de Curicó tuvo American Ipa, Irish Stout, Martina Strong, Vichuquén Golden Ale y navegado de cerveza. Chacoff Banquetería se lució con dulces chilenos; Palo Alto, con galletones, cuchiflíes y donuts y Nova Luna con variedad de empanadas. Banquetería Manolo Curicó presentó cerdo a las brasas; se vendieron los Helados de Nieve Alex Roco de Lomas San Clemente y Di Pesanta Pastas de Talca, tuvo fetuccini, cabellitos de ángel, pasta integral y en el Mundo del Queso hubo variedades en queso de cabra, oveja y de vaca.

Coexca S.A., como socios estratégicos en la organización de esta fiesta, participaron activamente con un stand a cargo del chef Rodrigo Barañao, quien comentó "la empresa entregó 16 toneladas de carne de cerdo, con la cual los chefs realizaron sus exquisitas preparaciones, que fueron disfrutadas por los visitantes encada estand”. En el stand de la marca en la feria, el chef preparó en cada jornada gigantescas paellas y cerdo en distintas recetas, que se obsequiaron al público.

El evento costumbrista, que se acoge a la Ley de Donaciones Culturales, gracias a la cual diversas empresas participan y la financian, tuvo un valor de 3 mil pesos por persona, que incluyó un pocillo de greda, una copa de vino y dos tickets de degustación. La degustación y vino adicionales tuvo un valor de mil y quinientos pesos, respectivamente.

Algunas de las empresas auspiciadoras fueron Coexca S.A, Campo Noble, Inacap, BCI, ALVI, Gasco, PF Alimentos, Scott, Hotel Casino de Talca, Manantial, Carozzi, Valle del Maule, Kunstmann, Coca Cola, Marsol, Nutrasol y Mutual de Seguridad CChC.